Cuidar la piel en otoño es muy importante para, por un lado, recuperar el bienestar después de las posibles agresiones solares que haya sufrido en la temporada veraniega, y por otro, evitar problemas por el cambio de temperatura y las variaciones climatológicas.

En Dermatología, el primer consejo es seguir cuidando la piel con fotoprotectores, ya que el sol puede seguir incidiendo negativamente en ella. Aunque haya disminuido el sol y los días puedan ser más nublados, los rayos del sol siguen llegando a la Tierra, por lo que tenemos que protegernos todo el año; una correcta protección solar a diario en las zonas expuestas ayudará a prevenir manchas y lesiones solares y  que la piel permanezca más jóven y sana.

En nuestra higiene diaria también hay que poner especial atención a una serie de consejos dermatológicos:

*Duchas templadas y cortas, para evitar dañar la capa protectora de nuestra piel

*No abusar de los jabones, e intentar que sean naturales y con pH adecuado a nuestras necesidades

*No olvidar la hidratación de nuestra piel, para reponer y recuperar el bienestar después de la ducha

La alimentación es un aliado para cuidar la piel en otoño; una dieta rica en antioxidantes como la vitamina C nos permitirá lucir una piel saludable, luminosa y evitará el proceso oxidativo. Por último, es momento de abandonar hábitos nocivos como el tabaco, que empeora la calidad de la piel y hará que se vuelva más vulnerable.

En Eborasalud , tu clínica médica en Talavera, contamos con un equipo dermatólogo capitaneado por la doctora Natalia Sánchez Neila que te ayudará a diagnosticar y tratar cualquier afección de tu piel.

 

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • 2 × 3 =